Posteado por: antuche | octubre 30, 2008

LAS DIEZ REGLAS DE SALUD PARA LOS MONTAÑISTAS

Para no tener problemas de salud en la montaña, sólo es necesario seguir estas simples normas que recomienda la UIAA.

Estas sugerencias generales están diseñadas para guiar a aquellos que no están familiarizados con el terreno de montaña y que desean caminar o escalar montañas.

Limpieza Sector Plomo 2007

Adapte sus objetivos y su nivel de actividades a su grado de condición física real. Durante o inmediatamente después de una fiebre, cualquier clase de montañismo puede ser dañina.

Consuma una dieta rica en carbohidratos. Beba tan frecuentemente como sea posible, pero no beba alcohol durante su viaje. El alcohol reduce el funcionamiento y vigilancia y debería ser evitado cuando se camina o escala.

Vaya despacio durante los primeros 30 minutos del camino para que su cuerpo se caliente lentamente. Descanse, coma y beba cada hora, si es posible. Debería comer un poco y beber lo más posible, aún si no se tiene hambre o sed (siempre es importante hacerlo).

Si aparecen signos de fatiga o cansancio, tome un descanso o considere un descenso acompañado por alguien. Cuando descanse, coma no sólo glucosa, sino también carbohidratos complejos. Si hay síntomas de cansancio severo, considere la posibilidad de hipotermia y/o mal de montaña agudo.

Niños, ancianos y gente que padezca de enfermedades crónicas, con las precauciones necesarias, encuentran el montañismo muy agradable. Si tiene dudas, consulte a un médico.

Por encima de los 2,500 a 3,000 metros, incremente su altitud de sueño por no más de 300 metros de altitud cada 24 horas. Si es posible, no duerma en el punto más alto alcanzado ese día.

Aún las mochilas más pequeñas tienen suficiente espacio para el equipo básico: nunca olvide gogles, guantes, una gorra, una bolsa de vivac, ropa de repuesto, velas y cerillos, una antorcha (o linterna) y un estuche de primeros auxilios.

Busque asesoría local acerca de las rutas y las condiciones meteorológicas. Registre su escalada si se requiere.

Official Standards of the UIAA Medical Commission. Vol 4. 1994
Tomado de la página de la UIAA. Trad. Carlos Rangel.


Anuncios

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: